InicioServiciosFotografiasAgenda

42º 37' N 0º 30' E

El Valle de Benasque es uno de los más bellos rincones de la geografía pirenaica. No en vano, una parte importante de su territorio conforma el Parque Natural Posets-Maladeta, creado en 1994 con la finalidad de salvaguardar sus valores naturales, su fauna, su flora, sus paisajes y sus formaciones geomorfológicas. El Valle de Benasque ofrece a sus visitantes la posibilidad de disfrutar de un variado número de actividades en un entorno natural privilegiado.

En el Valle de Benasque son numerosas las actividades y deportes que se pueden practica, montañismo, senderismo, escalada, barranquismo, rafting, piragüismo parapente, golf, pesca, equitación, ciclismo de montaña... Cualquier persona encontrará un deporte adecuado a su gusto y condición física.
En invierno el esquí es el protagonista en el Valle de Benasque. El esquí alpino en Cerler , la estación más alta de los pirineos, cuenta con una gran superficie esquiable, modernas instalaciones y servicios que satisfarán a los esquiadores más exigentes. Desde los más de 2.600 metros de su cota máxima hasta los 1.500 metros, el descenso discurre entre bosques e impresionantes vistas de las cumbres pirenaicas.
La oferta de esquí nórdico está presente en la estación Llanos del Hospital . Con 20 kilometros de circuitos y modernos servicios, es una de las mejores estaciones de esquí de fondo del Pirineo Aragonés.
Para la recuperación por tanta actividad nada mejor que disfrutar de las aguas termales del balneario Baños de Benasque y la gastronomía de valle. Si todavía quedan fuerzas, son numerosos los locales nocturnos que durante todo el año ofrecen un ambiente abierto y agradable en la noche benasquesa.
Los pueblos del entorno de Benasque, sus gentes, calles, historia y arquitectura bien merecen nuestra atención. Las construcciones tradicionales, levantadas con materiales de la zona encierran siglos de historia y conforman un paisaje urbano tipicamente pirenaico.